etiquetas

"Es una necesidad urgente una regulación europea similar a la que puso en marcha EE.UU. en 2003", según Alierta

Fecha: Lun, 15/09/2014 - 10:24

"Es una necesidad urgente una regulación europea similar a la que puso en marcha EE.UU. en 2003", según Alierta

César Alierta, presidente de Teléfonica, fue más allá en sus críticas y se quejó de que los reguladores europeos “están en el pasado” hablando aun de TICs, “que ya son historia, ahora hay que hablar del mundo digital”.
Lamentó que mientras los reguladores “están muy preocupados” de que empresas como la suya no superen el 40% de posición de mercado, “hay sistemas operativos cerrados o buscadores que dominan el 90% del marcado”. Para la reindustrialización digital y la innovación, “es imprescindible una un sistema simétrico en toda la cadena de valor”. Y precisamente los que no invierten en redes, apenas crean empleo y pagan muy pocos impuestos, “son lo que claman por la neutralidad”.
A juicio del máximo ejecutivo de Telefónica, es una “necesidad urgente” una regulación europea similar a la que puso en marcha EE.UU. en 2003 y que las autoridades europeas “dejen de vivir en el pasado y comiencen a vivir en el futuro”. Concluyó, en coincidencia con su principal competidor, que es necesario un verdadero mercado único europeo, que la regulación favorezca la innovación y a los emprendedores y que la neutralidad se respete en toda la cadena de valor.

El reto europeo
Tras la presentación por parte de Emilio Gilolmo, vicepresidente ejecutivo de la Fundación Telefónica, durante la que ha insistido en la necesidad de resucitar las ideas de “innovación” en las empresas, José Manuel de Riva, presidente de AMETIC, en su ponencia en la sesión inaugural de este Encuentro titulado “El reto europeo”, ha dibujado un paisaje poco optimista del multisector TIC en España. 
Después de dar el dato de que el mercado de las TIC experimentó en nuestro país un descenso del -2,1% en el pasado ejercicio, hasta los 93.213 millones de euros, con caídas en todos los segmentos excepto en el de comercio electrónico, de Riva aseguró que “sufrimos un proceso de desindustrialización que nos aproxima a escenarios de destrucción de valor”, para afirmar contundente que “la revolución de la Economía Digital no está ocurriendo en España”.
El presidente de la patronal tecnológica atribuyó la situación a causas tales como que la demanda no se estimula, no hay transformación digital de los sectores productivos y el entorno regulatorio no está adecuadamente adaptado a las nuevas realidades digitales. “En esta situación,  las empresas TIC reducen sus inversiones en I+D+i, aunque seguimos siendo el sector que más invierte”. De Riva aludió también, como dato negativo, a que a pesar del esfuerzo inversor del sector, el despliegue de infraestructuras de alta capacidad no avanza al ritmo deseado, dificultado por el retraso en el dividendo digital y la falta de desarrollo de  reglamentos de la LGT (Ley General de Telecomunicaciones) y de los mercados de banda ancha. Este complicado paisaje se completa, para la patronal,  con el hecho de que “el mercado sigue sin estar completamente unificado, hay un exceso de regulación y de presión fiscal, y persiste una inadecuación entre la oferta y la demanda de profesionales digitales”.
A corto plazo, la propuesta de AMETIC para contribuir al crecimiento económico del país se apoyaría en acelerar los planes y reformas legislativas en proceso, en revitalizar la ejecución de la Agenda Digital Española y en el apoyo de las AA.PP. a iniciativas industriales innovadoras y de estímulo de la demanda.
La patronal tecnológica aboga por un plan de reindustrialización TIC que impulse los grandes proyectos tractores movilizadores de la industria, así como la generación de polos de excelencia industrial altamente competitivos.
Asimismo, de Riva cree necesario el incremento del tamaño promedio de la PYME tecnológica española, la mejora del tratamiento fiscal y de la financiación de las empresas. AMETIC insiste en la necesidad de  activar eficazmente la compra pública innovadora. El presidente de la patronal pidió un plan de medidas de apoyo para la transformación digital del resto de sectores productivos, así como adecuar la formación a las demandas del nuevo escenario digital.
A largo plazo, AMETIC sigue recomendando fortalecer los pilares de la Economía Digital, “para lo que es necesario impulsar un círculo virtuoso para la Economía Digital Española y Europea, basado en la inversión y en la innovación”.
José Manuel Soria, Ministro de Industria, Energía y Turismo, por su parte ha indicado que Europa requiere inversiones de 200.000 millones de euros en redes de nueva generación para fomentar la competencia y revitalizar el sector de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC). El titular de Industria ha reconocido, en consonancia con el presidente de Ametic, que Europa ha perdido oportunidades en esta industria y sigue, además, perdiendo competitividad con respecto a otros mercados como el norteamericano o el asiático.
Según el titular de Industria, Europa tiene que lograr un mercado único digital y llevar a cabo reformas estructurales tanto a nivel nacional como europeo. Ha afirmado que para el Gobierno español la industria de las telecomunicaciones es un "sector clave" tanto por la generación de empleo que conlleva y su contribución a la competitividad económica, como por el volumen de inversión e innovación que supone, por lo que Ejecutivo ha fijado cuatro retos para potenciar las TIC y su contribución en la economía española. En concreto, el Gobierno español ha puesto sus miras en potenciar la reindustrialización en el país, con especial apoyo a las empresas de base tecnológicas y en fomentar la banda ancha ultrarrápida. En este sentido, el ministro confía en que para 2015 esté liberada la banda de los 800 MHz para poder desarrollar la cuarta generación de telefonía móvil. Además, Soria ha indicado que es fundamental que las nuevas tecnologías contribuyan a la productividad y la competitividad del país y de sus empresas, además de mejorar la confianza en el entorno digital.
Tras una breve intervención de Pilar del Castillo, eurodiputada y presidenta de la Fundación europea de Internet, el CEO del Grupo Vodafone, Vittorio Colao,  ha advertido que en el futuro no se hablará de digital, sino simplemente de economía porque el elemento digital ya es importante para todos los aspectos cotidianos.  Sin embargo, a su juicio, los grandes operadores que están realizando muy importantes inversiones – solo su compañía 28.000 millones de euros en los últimos años y una previsión de otros 23.000- no consiguen los “retornos” suficientes, sobre todo por la inexistencia de un mercado digital europeo único. “Necesitamos apoyo para consolidar” el mercado y las inversiones. Propuso que las autoridades regulatorias y legislativas europeas no sólo piensen en el consumidor –a corto plazo- sino también en el ciudadano –a medio plazo-.
Como medidas urgentes para recuperar el liderazgo europeo que se ha perdido en este campo en favor de Estados Unidos, reiteró la necesidad de un mercado único digital, reforzar los aspectos de la seguridad y evitar el dominio de las compañías de contenidos.
María Garaña, presidenta de Microsoft-España, resumió durante su intervención la estrategia de su compañía: una “obsesión por el cliente”, por los consumidores, que ya no diferencian entre vida digital separada del resto, y la existencia de una sola plataforma que cruce todos los servicios y todos los dispositivos y que, además, sea portable.
También destacó las cuatro oportunidades de negocio común existentes en la actualidad: ‘cloud’ o nube, redes sociales, ‘Big Data’ y movilidad, puntos que, según Garaña, deben ir unidos, “sin barreras”. En esta línea, apuntó que cada vez se invierte más en web, publicidad y redes sociales, ya que “no hay empresa que no se plantee cómo hacer negocio en internet”.
Santiago Roura, presidente de INDRA para Europa, destacó la importancia del sector de la alta tecnología como “motor” de la industria europea y del empleo, ya que es “evidente la estrecha relación entre la inversión en TIC y el desarrollo de los países”. “Los que más invierten en TIC son los que más crecen”, apuntó.
Roura también explicó los cuatro retos que debe superar la economía digital, como impulsar la demanda más innovadora a través de redes eléctricas inteligentes, infraestructuras inteligentes en transporte y telecomunicaciones, y seguridad física y ciberseguridad; generar talento como mecanismo de innovación a través de la apuesta por la educación, y conseguir captar, retener y desarrollar ese talento para evitar las migraciones; incrementar la inversión en I+D y cumplir con los objetivos de la estrategia EU2020.
Roque Lozano, presidente de Alcatel España, ha comenzado su intervención con un “mensaje de emergencia” porque “llevamos tiempo hablando pero ha llegado el momento de actuar”. Si el 2013 fue el año de la “supervivencia” y el 2014 es el de la “esperanza proactiva”, el 2015 debe ser el año del “salto”, explicó Lozano, para quien “o es ahora o es nunca, no podemos perder otro tren más”.
El responsable de Alcatel opina que es “el sector digital quien debe liderar” este salto, con los elementos que ya están disponibles como las redes de fibra, las redes 4G o la demanda sostenida de los consumidores. “La red es la solución, hay que sacarle partido a la red”, aunque ésta debe ser más rápida, integrada, distribuida y personalizable para cada necesidad, además de segura. “La red debe adaptarse al usuario”, resumió.
René Svendsen-Tune, vicepresidente ejecutivo de Nokia Notworks, se manifestó optimista a pesar del diagnóstico presentado por la mayor parte de los ponentes a lo largo de la mañana. Explicò que Nokia está acostumbrada a “reinventarse a si misma” y ahora ha logrado, con tres líneas de negocio diferentes, pasar de las pérdidas a las ganancias. Calificó de “frustrante” observar como Europa ha perdido su liderazgo en el sector digital en favor de Asia y EE.UU., por diversas razones, como “los excesivos costes de las licencias de 3G” o la fragmentación industrial y de las normas, y sobre todo, “que todos los clicks móviles se han ido a EE.UU”.
Sin embargo, defendió la “oportunidad” que para Europa supone la próxima red de datos 5G. En su opinión, en campos como los coches conectados, o los servicios públicos en servicio a los ciudadanos, Europa tiene la oportunidad de recuperar el liderazgo perdido.
La densa mañana de la primera jornada en el 28 Encuentro de Telecomunicaciones organizado por Ametic concluyó con la intervención de Jaime Serrano, Presidente de NEC Ibérica, quien parafraseando a Einstein, recordó a los asistentes que tendremos el futuro “que nos hayamos merecido”. En reto europeo es el reto de la propia Europa, aseguró, ya que desde fuera no nos ven como un único mercado, sino como muchos.
Como solución de futuro, defendió el esquema de las cuatro “p”: Personas, planeta, placer y provecho. Y como tendencias, el directivo de NEC señaló el “big data2, las nuevas redes más adaptables SDN, y el ‘cloud computing’, a las que añadió el ‘smarth energy’, es decir, sistemas de uso inteligente de los recursos energéticos disponibles.
También se refirió a las ‘smarth cities’, como Santander, donde su empresa desarrolla un proyecto para integrar diversos servicios municipales para hacerlos más eficientes. Concluyó apostando por la ‘glocalización’, es decir, pensar en global y actual en local.

Arriba en la foto, a la derecha, César Alierta, presidente de Teléfonica, durante su participación en el 28 Encuentro de Telecomunicaciones y Economía Digital

Imagen cortesía de AMETIC

valorar este articulo:
Su voto: Nada

Enviar un comentario nuevo

Datos Comentario
El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
Datos Comentario
Datos Comentario
Enviar