Consumerización y Nativos Digitales, las nuevas palabras de la era tecnológica

Fecha: Jue, 17/05/2012 - 10:27 Fuente: Dpto. de comunicación de D-Link

¿Has oído hablar de la consumerización? ¿Y de los nativos digitales? Con motivo del Día Mundial de Internet, D-Link te explica estas dos palabras clave de la era tecnológica actual

Consumerización y Nativos Digitales, las nuevas palabras de la era tecnológica

Kevin Wen, presidente de D-Link Europe

Imagen cortesía de D-Link

Además, D-Link presenta algunas conclusiones de su estudio “TwoWorldsOneLife”, realizado por la prestigiosa agencia Vanson Bourne, que demuestra la interconexión cada vez mayor entre la tecnología que usamos en la casa y la que usamos en la oficina.

Qué es la consumerización
La consumerización de la tecnología es un término que describe la “intrusión” de la tecnología doméstica en la oficina. Por ejemplo, una persona puede encontrar tan fácil de usar su iPhone personal, que prefiere usarlo también para consultar su correo de trabajo. De repente, lo que era un dispositivo personal se convierte en parte de la red empresarial. Haya o no reticencias desde el punto de vista de la seguridad, el hecho es que está ocurriendo todos los días.

¿Por qué ocurre esto? Una de las explicaciones clave es que la tecnología que se usa en casa es tan buena como la que se usa en la empresa. Y viceversa. Así lo demuestra el estudio “TwoWorlds, OneLife”. El 63 por ciento de los usuarios europeos, preferiría usar las mismas marcas que usa en casa dentro de su oficina. La explosión de tablets y smartphones ha contribuido a esto, sin duda.

Los “nativos digitales”
Se los considera los responsables de la consumerización y son la nueva generación de trabajadores que creció cuando Internet ya estaba maduro y cuando los ordenadores ya formaban parte de la vida cotidiana. Según la encuesta realizada por D-Link, la tecnología usada en casa y en la oficina está interconectada y, además, hace la vida más cómoda.

Algunas conclusiones interesantes del estudio “TwoWorlds, OneLife” de D-Link, son:

1. El diseño ya no importa: suena raro, pero así es. El diseño ya no es lo más importante para el usuario cuando compra tecnología. El estudio pan-europeo llevado a cabo por D-Link muestra cómo los hábitos de compra de tecnología de los usuarios particulares se acercan cada vez más a los de responsables de sistemas de las empresas. En vez de adquirir tecnología por su diseño “moderno” o actual, la investigación de D-Link muestra que los usuarios están replicando actualmente los hábitos de compra, más prácticos y habituales en los departamentos de IT de las organizaciones. Confianza (38%), innovación (17%) y valor monetario (12%) son los aspectos mencionados como elementos clave para el consumidor de tecnología, frente a otros menos relevantes, como que sea un producto moderno o divertido (4%) o su diseño (2%).

2. Los consumidores actuales no toman decisiones espontáneas de compra, sino que su comportamiento es eminentemente práctico y optan mayoritariamente por la sencillez de uso, la calidad y fiabilidad de los productos: Así, el 59 por ciento de los consultados reconoció adquirir nuevos equipos sólo cuando falla su modelo actual, el 54 por ciento cuando comienza a ralentizar su trabajo y el 41 por ciento cuanto existe un avance tecnológico significativo.

3. No queremos ser “earlyadopters”: El 52 por ciento de los consumidores y el 47 por ciento de los responsables de TI de las empresas prefieren comprar la segunda o tercera versión de un producto, ya que está extendida la opinión de que los “earlyadopters” deben afrontar más errores de los sistemas.

4. Tecnologías interconectadas: el 70 por ciento de los consumidores cree que sus tecnologías están interconectadas (un 45 por ciento de ellos utiliza las mismas marcas en casa y en el trabajo), mientras que el 39 por ciento asegura que sus decisiones en el ámbito privado están influidas por sus costumbres tecnológicas en el trabajo. El 63 por ciento habría recomendado en el ámbito profesional marcas que utiliza en casa.

5. El futuro de las redes domésticas pasa por las tecnologías híbridas: una red híbrida combina distintos tipos de tecnologías, como WiFi, Ethernet o PLC (capaz de llevar Internet a través del cable eléctrico), con el fin de eliminar sus limitaciones. Una red híbrida crea un sistema de comunicación doméstico capaz de llevar la conexión a cualquier parte, y capaz de hacer frente a las aplicaciones más exigentes, como reproducción de contenido en HD, etc.

Kevin Wen, presidente de D-Link Europe, comenta que “lo realmente interesante es ver cómo los consumidores son cada vez más exigentes con la tecnología que utilizan en su vida diaria y cómo se dejan influir por otros aspectos que no son la novedad tecnológica. Como muestra claramente este estudio, tener la última tecnología digital en tus manos es irresistible, pero no se produce la compra si no existe un beneficio práctico tangible. Este es el tipo de comportamiento de las empresas desde hace muchos años y refleja cómo se está adoptando el mismo criterio en los productos para el hogar”.

1El informe “D-Link, TwoWorlds, OneLife” está basado en encuestas a 1.000 consumidores y 500 responsables corporativos de compras tecnológicas, en varios países europeos, incluido España, y ha sido dirigido por VansonBourne.

 

valorar este articulo:
Su voto: Nada Promedio: 5 (1 voto)

Enviar un comentario nuevo

Datos Comentario
El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
Datos Comentario
Datos Comentario
Enviar