Ha llegado la hora de que los estados miembros de la UE sintonicen las normas de la televisión con la era digital

Fecha: Lun, 04/01/2010 - 14:36

Dos años después de la adopción de las nuevas normas europeas sobre la televisión, que eliminan las restricciones anticuadas aplicadas a la televisión digital por Internet, el vídeo a la carta y la televisión móvil, solo tres países – Bélgica, Rumanía y Eslovaquia – han notificado oficialmente a la Comisión Europea las medidas adoptadas para poner en práctica dichas normas, como lo exige el Derecho de la UE

Ha llegado la hora de que los estados miembros de la UE sintonicen las normas de la televisión con la era digital Viviane Reding, Comisaria de la UE responsable de la Sociedad de la Información y los Medios de Comunicación

La Directiva de servicios de medios audiovisuales de la UE adaptó a la era digital las antiguas normas de la UE sobre la radiodifusión televisiva tradicional. Los países de la UE tenían de plazo hasta el 19 de diciembre de 2009 para incorporar a su legislación nacional esas nuevas normas aplicables al sector audiovisual europeo. La Directiva crea un mercado único para todos los servicios de medios audiovisuales que proporciona seguridad jurídica a las empresas y protección a los consumidores.
«Hace dos años, las empresas y los consumidores aguardaban ya con impaciencia la adopción de las nuevas normas de la UE, más flexibles, que eliminasen la normativa anticuada y burocrática y tomasen en consideración los avances tecnológicos más recientes,» manifestó Viviane Reding, Comisaria de la UE responsable de la Sociedad de la Información y los Medios de Comunicación. «Hemos actualizado las normas europeas en materia de televisión para hacer más competitivo el sector audiovisual europeo. Hago un llamamiento a los países de la UE para que adapten urgentemente sus leyes nacionales con el fin de que las nuevas técnicas publicitarias que autoriza la Directiva de servicios de medios audiovisuales también puedan utilizarse; no puede haber excusas para un nuevo retraso en su aplicación. La Comisión no dudará en emplear los poderes que le otorga el Tratado para garantizar la eficacia de esa aplicación. El Tribunal de Justicia ha considerado en varias ocasiones que muchas de esas normas son directamente aplicables a partir del 19 de diciembre de 2009, es decir, que las empresas y los consumidores pueden referirse a ellas incluso en los casos en que su legislación nacional no las haya incorporado todavía.»
Una vez expirado el periodo de dos años del que han dispuesto los Estados miembros para aplicar las nuevas normas de la UE sobre televisión y servicios asimilados, como vídeo a la carta y vídeo móvil, solamente Bélgica, Rumanía y Eslovaquia han notificado a la Comisión la plena aplicación de dichas normas. Dinamarca, Francia, Luxemburgo y el Reino Unido han notificado a la Comisión algunas de las medidas que han adoptado para poner en práctica la Directiva de servicios de medios audiovisuales. En Hungría, el procedimiento legislativo quedó totalmente bloqueado después de que el proyecto de ley fuera rechazado por el Parlamento.
La aplicación parcial de la Directiva en Austria, Alemania, Irlanda, Malta y los Países Bajos aún no ha sido comunicada a la Comisión. En otros países, los proyectos de ley todavía se encuentran en proceso de debate, acaban de ser publicados o están aún en la fase de consulta pública (véase el anexo).
En virtud de la normativa de la UE, las directivas son instrumentos jurídicos vinculantes para los Estados miembros que ofrecen a las autoridades nacionales la posibilidad de escoger la forma y los métodos que permitan alcanzar sus objetivos. El Tribunal de Justicia de la Unión Europea considera que determinadas disposiciones de una directiva pueden surtir efecto directamente después del plazo previsto en un país de la UE, aunque la directiva no haya sido incorporada (o no lo haya sido adecuadamente). Para ello es necesario que establezca derechos individuales y sea clara, precisa e incondicional. En ese caso, los ciudadanos pueden invocar esas disposiciones de la directiva ante las autoridades públicas.
Las nuevas normas audiovisuales de la UE facilitan a los productores y proveedores de programas de televisión el acceso a la financiación mediante nuevas formas de publicidad audiovisual como publicidad en pantalla dividida o colocación de productos, que se permiten en todos los programas excepto las noticias, los documentales y los programas infantiles. Los organismos de radiodifusión podrán interrumpir programas más fácilmente  gracias a la supresión de la anterior norma que imponía un plazo de veinte minutos entre cada interrupción de publicidad. Las nuevas normas de la UE tienen como objetivo consolidar la televisión y la industria audiovisual europeas reduciendo la reglamentación y creando un espacio «sin fronteras» en igualdad de condiciones para los servicios de medios audiovisuales. Garantizan también la aplicación de las normas de interés público, como la protección de menores y de la dignidad humana, a todos los servicios audiovisuales, incluidos los servicios a la carta, a través de redes fijas, móviles o de satélites.
La Comisión inicia procedimientos de infracción contra cualquier país de la UE que no notifique oficialmente a la Comisión las medidas adoptadas para incorporar las Directivas de la UE a la legislación nacional. En virtud de la anterior normativa de la UE, dichos procedimientos podrían conducir a una multa tras dos sentencias del Tribunal de Justicia de la UE. Desde el 1 de diciembre de 2009, en virtud del Tratado de Lisboa, cuando la Comisión presente ante el Tribunal un recurso contra un país de la UE, podrá especificar una cantidad a tanto alzado o una sanción que deberá pagar el Estado miembro de que se trate.

 

valorar este articulo:
Su voto: Nada

Enviar un comentario nuevo

Datos Comentario
El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
Datos Comentario
Datos Comentario
Enviar