Aumenta la preocupación por la seguridad de los teléfonos inteligentes

Fecha: Mar, 09/11/2010 - 19:14 Fuente: Dpto. de comunicación de Juniper Networks

Un nuevo estudio global de Juniper Networks revela una importante brecha de seguridad móvil en dispositivos que borra los límites entre el uso “personal” y el uso “profesional”

Aumenta la preocupación por la seguridad de los teléfonos inteligentes

Juniper Networks revela en un estudio mundial a consumidores que cuatro de cada cinco personas consideran el “nivel de seguridad” como la  mayor prioridad para la compra o utilización de teléfonos inteligentes y tabletas electrónicas,  así mismo más de la mitad de los encuestados demuestran su preocupación por la pérdida de sus dispositivos móviles, por la protección de su identidad y la protección de sus familias con controles parentales. Al mismo tiempo, tres de cada cuatro personas encuestadas utilizan sus dispositivos móviles para acceder o compartir información profesional o personal confidencial.
La investigación, encargada por Juniper a KRC Research y Synovate se ha realizado entre más de 6.000 usuarios de teléfonos inteligentes y tabletas electrónicas en 16 países y revela que no hay una división clara entre los usos personal y profesional de los dispositivos móviles. De la misma forma, pone de relieve la necesidad de integrar la seguridad móvil de una forma más rigurosa y eficaz. Casi el 44% de los encuestados utiliza sus dispositivos para uso personal y profesional, mientras que menos del 44% los usa sólo para trabajar. Si bien los directores técnicos creen que pueden mantener los dispositivos a raya, casi el 81% de los usuarios admite que usa sus dispositivos para acceder a la red corporativa sin su conocimiento o permiso y el 58% lo hace a diario.
“Los teléfonos inteligentes y las tabletas son ahora la nueva vía de acceso a la información, las aplicaciones y el comercio, por lo que también se están convirtiendo rápidamente en una vía de acceso para las amenazas a la seguridad”, afirmó Mark Bauhaus, vicepresidente ejecutivo y director general de Service Layer Technologies Business Group en Juniper Networks. “Afortunadamente, los usuarios son cada vez más conscientes de los problemas de seguridad, identidad y privacidad. En la actualidad el sector necesita avanzar e integrar la seguridad como parte de la experiencia móvil, no como una opción añadida”.

Importancia de los controles de identidad, privacidad y parental
Más del 58% de los usuarios de teléfonos inteligentes y tabletas encuestados tiene miedo a perder sus dispositivos y a no ser capaz de recuperar los datos y la información. Un número similar (64%) está muy preocupado por la posibilidad de una suplantación de identidad como consecuencia del uso de sus dispositivos móviles. Los controles parentales también importan y un 53% de todos los encuestados los considera muy importantes.
No es de extrañar que el 41% de los encuestados afirme que el nivel de seguridad es una “prioridad máxima” y el 40% que es una “prioridad alta” al considerar la compra o el uso de un teléfono inteligente o una tableta.  Aún así, el estudio revela que existe un desfase entre el nivel de seguridad que los usuarios quieren y la seguridad que gestionan por sí mismos: sólo un 24% de los encuestados cambia con frecuencia la configuración de seguridad de sus dispositivos móviles. El 35% lo hace cuando surge la necesidad, el 31% raramente o nunca la cambia y el 9% no está familiarizado con la configuración de seguridad de sus dispositivos móviles. Además, el 14% de los encuestados afirma que ni su teléfono inteligente ni su tableta están protegidos por contraseña.

Resultados adicionales de la encuesta
• Más del 76% de los consumidores encuestados usa sus teléfonos inteligentes o tabletas para acceder a información personal o profesional confidencial: un 51% para introducir o modificar contraseñas; un 43% para acceder a extractos de la cuenta del banco o tarjetas de crédito; un 30% para acceder a facturas de la luz, agua, gas, etc.; un 20% para compartir números de tarjetas de crédito y otra información financiera; un 18% para acceder a información privada de los empleados; un 17% para acceder a informes médicos; y un 16% para compartir números de la seguridad social.
• De los 16 países encuestados, India, con un 90%, es el país que demostró mayor preocupación por la seguridad móvil seguido de Brasil y Rusia (ambos con un 88%), seguidos de Alemania (86%), China e Italia (ambos con un 85%). Los encuestados en Hong Kong (70%) Bélgica/Países Bajos (74%) y Estados Unidos y Japón (77%) fueron los que estaban menos preocupados en comparación.
• El uso personal y profesional varía por regiones y países, aunque domina el uso personal en Canadá (72%), Japón (70%) y Francia (67%) y casi todos los demás países. China, Rusia y Brasil fueron las excepciones principales, con un 75%, un 65% y un 61% de uso personal y profesional combinado, y Bélgica / Países Bajos presentaron el nivel más alto de uso exclusivamente profesional (12%).
• Las respuestas fueron aún más variadas en lo relativo al acceso a las redes de empleados sin su conocimiento o permiso. Los usuarios de teléfonos inteligentes y tabletas de Estados Unidos fueron los más conservadores, y sólo un 52% reconoció accesos no autorizados. Brasil, Rusia, Japón e Italia fueron los más agresivos, con un 94%, 93%, 90% y 90% respectivamente que reconoció un acceso no autorizado.
• Los niveles de protección de contraseñas fueron bastante similares en todos los países, y sólo entre un 10% y un 20% carecía de contraseñas; la excepción fueron los encuestados de Estados Unidos, donde el 25% afirmó no estar protegido por contraseña.
• Los niveles de preocupación por amenazas específicas también fueron bastante uniformes, excepto en India y  Brasil, donde la preocupación por la pérdida de datos/teléfono (84% India, 75% Brasil), los controles parentales (77% India, 72% Brasil) y las suplantaciones de identidad (87% India, 82% Brasil) estuvieron muy por encima de la media. Rusia y Singapur también se situaron por encima de la norma, con un (68% Rusia, 79% Singapur) por la pérdida de datos o del teléfono y un (82% cada una) por la suplantación de identidad, aunque la preocupación por los controles parentales sólo fue un poco más alta que la media, con sólo un (55% Rusia, 47% Singapur).
• Los encuestados de Estados Unidos estaban entre los menos preocupados: sólo un 43% por la pérdida de datos o del teléfono, un 43% por los controles parentales y un 46% por la suplantación de identidad. Bélgica/Países Bajos estaban menos preocupados por la pérdida de datos o del teléfono, con sólo un 41%. Japón estaba menos preocupado por una amenaza, con un 40% por los controles parentales.

El estudio se realizó mediante encuestas ómnibus en todo el mundo por teléfono e Internet en octubre de 2010, con más de 6.000 usuarios de teléfonos inteligentes y tabletas entre una población de 16.000 consumidores de 16 países: Estados Unidos, Canadá, Brasil, Reino Unido, Francia, Alemania, Italia, Países Bajos, Bélgica, Rusia, China, Australia, India,  Singapur, Hong Kong y Japón. La encuesta fue realizada por KRC Research y Synovate en nombre de Juniper Networks.

valorar este articulo:
Su voto: Nada

Enviar un comentario nuevo

Datos Comentario
El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
Datos Comentario
Datos Comentario
Enviar